dilluns, 25 d’agost de 2008

El gato viejo y el gato pequeño que mira de pescarse la cola



Un gato grande vio cómo un gatito pequeño trataba de pescarse la cola y le preguntó: "¿Porqué tratas de pescarte la cola en esa forma?". El gatito dijo "He aprendido que lo mejor para un gato es la felicidad, y que la felicidad es mi cola. Y por eso la persigo y trato de pescármela; y cuando lo pesque habré logrado la felicidad". El gato viejo le dijo: "Hijo mío, yo también he prestado atención a los problemas del universo, yo también he pensado que mi cola era la felicidad. Pero, me he dado cuenta que cuando la persigo se me escapa y cuando voy haciendo lo que tengo que hacer ella viene detrás mío por dondequiera que yo vaya".

Fragment extret de "Tus zonas erróneas", de Wayne W. Dyer.

__________

Això, aquest fragment, em fa pensar en què potser la millor manera per aconseguir la felicitat és deixar de buscarla desesperadament, en simplement anar fent, anar disfrutant de la vida, sense mirar de "pescar-nos a cada instant la cua"; simplement deixar que la vida ens vagi portant per on ens ha de portar sense oferir una gran resistència. Potser la felicitat és i recau en simplement fer allò que ens agrada i fer aquelles coses que creiem que hem de fer per garantir la nostre subsistència (les menys possibles), però que la vida no pot ser un sense fí de preocupacions, d'obligacions, i de maneres de buscar la nostre felicitat a tota costa.

La felicitat és diversa, i potser la meva felicitat no és com la dels altrres. Potser la meva felicitat recau en el que tinc ara, una vida senzilla, de treballar mig dia, i l'altre mig llegir, o passejar, o anar a donar el volt. Potser sóc feliç, i jo ni ho sé.

1 comentaris:

difistinto on 25 d’agost de 2008 a les 16:56 ha dit...

"ja ja ja", Disculpe Sr la ironía de mi risa

¿Acaso usted no ha visto ultimamente en su rostro unas mejillas sonrosadas? "ja ja ja"

Es divertido ver como un gato se persigue la cola, se convierten en seres graciosos. Pero es muy curioso cuando son pequeñajos y ven su sombra por primera vez. Se erizan y soplan la sombra!!!! Se asustan!!!


La verdad es que yo no se si eres feliz o no, si te sientes bien o te sientes mal. Todos somos un misterio interior.

Pero creo que estás en camino de encontrar mil buenos momentos.

¿Felicidad? ¿Acaso no es tan efimera que se escapa con solo definirla?

Yo me quedo con la risa del gato que se asusta de la sombra.

Ya no busco la felicidad. Es tan espontanea como el enamoramiento. Mas bien deseo serenidad, comprensión y reconfortarme en mi propio pecho al sentir el ajeno.

Besos guapo. ( que lo eres, no lo escondas, lo eres y lo sabes)

A mi ya no me olvidas ... por hoy!

Publica un comentari a l'entrada

 

Desert Humit Copyright © 2008 Black Brown Art Template by Ipiet's Blogger Template